CONSEJOS DE EMBALAJE
RECOMENDACIONES DE EMBALAJE

Un embalaje adecuado es necesario para minimizar el riesgo de que un envío resulte dañado. Es también necesario para que el seguro de transporte responda en caso de cualquier incidencia. A continuación le ofrecemos algunas recomendaciones:

1. Utilice la caja adecuada
Las cajas exteriores deben ser de un material rígido. Asegúrese de que el embalaje no esté dañado de ninguna manera (las cajas usadas o dañadas pueden perder del 30% al 60% de su fuerza) y que todas las solapas de las cajas esten intactas.

2. Envuelva con objeto
Si hay más de un objeto en la caja, envuelva cada uno por separado, así evitará que puedan dañarse entre ellos.

3. Utilice material acolchado
Ponga una capa de material de acolchado de una profundidad mínima de 5 cm en el fondo de la caja. Los artículos más delicados y pesados necesitarán más acolchado en el fondo, laterales y parte superior de la caja.

4. Cierre la caja con cinta adhesiva
Selle la caja con cinta sensible a la presión, preferentemente, de al menos 50 mm de ancho.

5. Finalizando el embalaje
No utilice cadenas o cables, pueden enredarse o engancharse. Coloque las etiquetas y dirección del envío en la parte superior de la caja. Evite ponerlos en los cierres, las esquinas o en la cinta adhesiva.